fbpx ¿ERES UN LÍDER EN EL TRABAJO? - Xenter Consulting Group

¿ERES UN LÍDER EN EL TRABAJO?

5 cualidades que definen a un verdadero líder en el trabajo.

Hemos sido condicionados a pensar que para ser un líder en el trabajo, tenemos que estar en una posición de poder. Pero el verdadero liderazgo puede venir de cualquier parte. Porque no es tu puesto de trabajo el que te da un gran liderazgo sino el compromiso de crear un cambio positivo en tí mismo y en otros.

Ya seas un alto directivo o un empleado de contrato, si quieres llegar a ser un verdadero líder en tu trabajo, alguien que influye en otros para hacer más, ser más y dar más, empieza por preguntarte si posees estas cualidades básicas:

¿ESTÁS EMOCIONALMENTE PREPARADO?

Los líderes extraordinarios aportan seguridad en entornos inciertos. Eso no significa que tú tengas que tener todas las respuestas, pero si poseer la convicción interna de que se puede encontrar la respuesta y seguir adelante.

La clave es prepararte emocionalmente. Si tienes capacidad para el humor, la curiosidad, la compasión y la creatividad en un ambiente estresante crecerán tu flexibilidad y fuerzas emocionales. ¿Cómo te va en los momentos de caos? ¿Cuál es tu capacidad para llevar esa sensación de certeza, creatividad, visión y dirección en los tiempos de incertidumbre?

¿ESTÁS ABIERTO AL CRECIMIENTO?

Los verdaderos líderes entienden sus propias capacidades y limitaciones y utilizan este conocimiento para desafiarse constantemente y para crecer.

¿Cómo reaccionas ante la crítica y los contratiempos? Un verdadero líder los ve como una oportunidad para mejorar, así como un reto para demostrárselo a los demás.

¿Estás constantemente tratando de perfeccionar y ampliar tus habilidades? El desarrollo profesional es un componente clave de la dirección, significa trabajar en tus herramientas de comunicación, perspicacia técnica o intentar algo nuevo por completo.

Cuando haya un esfuerzo constante para mejorar, serás capaz de dar y ser más de lo que nunca creiste posible, desafiando las probabilidades, estableciendo un nuevo estándar y estarás dando un paso hacia adelante para crear el futuro que deseas.

¿APOYAS A TUS COMPAÑEROS?

Un verdadero líder es un gran facilitador. A menudo, los que están en posiciones ejecutivas intimidan a sus compañeros con su cargo y poder, a la cabeza en una reunión o dando largos discursos acerca de su opinión.

Pero los líderes de éxito animan a otros a expresar sus opiniones. Ellos son expertos en encontrar la grandeza en los demás compañeros y apoyar sus perspectivas y no tienen reparos en sentarse y escuchar lo que otros tienen que decir. Y si no están de acuerdo con lo que se ha dicho dan su opinión de una manera constructiva, no insultan a otros, sobre todo delante de los demás. Debido a que un verdadero líder entiende que cuando a las personas se las recompensa por su progreso, su campaña para convertirse en mejores aumenta también.

¿ERES INGENIOSO?

Una de las habilidades más importantes de cualquier gran líder es el ingenio. Ahora, esto no sólo significa que tengas la capacidad de hacer más con menos. Se trata de darse cuenta de que se puede hacer más con menos porque tú y tus compañeros tenéis más potencial todos juntos del que os podéis imaginar. Y esto puede abrir la puerta a un mayor logro.

Un verdadero líder quiere redefinir todo lo posible: extraer mayores resultados de las mismas horas y minutos, cortar el desorden de las tareas pendientes y se centra en la forma de obtener resultados reales. Debido a que para un líder no hay recursos limitados, sólo hay oportunidades para la innovación y la auto-realización.

¿QUÉ VALORES INCORPORAS?

¿Qué significa para tu empresa? ¿Cómo se pueden anclar tus acciones y el comportamiento de estos valores?

Un verdadero líder tiene un profundo conocimiento de la misión de la empresa e incorpora los valores fundamentales establecidos. Si bien esto puede no parecer tan importante, es posible que te sorprendas de lo raro que es encontrar un empleado que puede verbalizar los objetivos y las creencias de la Organización. Y cuando un empleado mantiene estos pilares culturales de la empresa a la vanguardia de todo lo que hacen, él o ella están en una mejor posición para influir en los demás. Debido a que en el liderazgo no se trata sólo de ganar el juego, se trata de dar forma a la línea de negocio de manera que refleje realmente lo que la empresa es.

¡Vive con Pasión!
Tony Robbins

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat